P o r t a l  d e  i n f o r m a c i ó n  t r a n s e x u a l
 
       
 

"Travestís" <Memorias Trans 2º> Por Pierrot

FOTO COLLAGE DE PIERROT EN EL CHEZ NOUS  

 

 

Prohibida la reproducción total o parcial de ésta sección, material grafico o texto, sin autorización expresa del autor. © y mención de este Diario Digital. Así mismo este Medio no se hace responsable de las opiniones expresadas por los entrevistados o en la narrativa, y el hecho de publicar las mismas no significa que esté de acuerdo con ellas.

TRAVESTIS / MEMORIAS TRANS ( 2)
 

CHEZ NOUS / BERLIN. ENERO 08 

La mítica sala de fiestas “Chez Nous” de Berlín ha ofrecido su último espectáculo. Su responsable artístico y primera figura,  Manel Dalgó,  me ha invitado  a recoger sus recuerdos durante los 17 años ( de 1991 ) que lleva en el “Chez Nous”, una “bombonera” que Thomas Schmieder, ( desde 1958 ), consolidó como un local   trans que entusiasmó al publico y que convirtió a la sala en un referente admirativo en el mundo del espectáculo. 

FOTO DEL CHEZ NOUS EN EL CIRCULO A LA DERECHA “MARIA DE LA O” 

-         Aquí han habido siempre artistas españoles, como “ Maria de la O”, que han cantado en español.  La Maria de la O rompió  una norma; cuando firmabas el contrato con el “Chez Nous”  ponía que debías de entrar y salir de la sala vestido de hombre, - era en los años setenta -, porque era la norma de la casa. “Maria de la O” fue la primera que trabajo con pecho y rompió la norma;  llegaba de mujer y se iba de mujer y a partir de entonces se terminó la norma. Tu no sabes lo que era Berlín entonces, cuando salías de trabajar y te ibas a los locales y una marchas hasta el amanecer increíbles… 

Estamos cenando en el “Toro Negro”, un restaurante a pocos metros del “Chez Nous”. Con Manel esta Lucia que ha venido a Berlín para hacer un documental sobre el “Chez Nous” . (Nota aclaratoria: Lucia fue la realizadora, - firmó como Jordi Martínez -,   de un exitoso documental titulado “Gay TV” con un arrebatador Tony Arroyo y una tocada por la gracia divina llamada “La Prohibida” ). 

He pedido una pizza que lleva por titulo “Sophia Loren”. Lleva, por si te interesa, jamón, champiñones, salami, atún y orégano. Pregunto si no hay pizza “Marlene Dietrich”.

< No>,  me aclara Manel y añade: < pizza no,  hay una tortilla con este nombre>.  Y sigue contando: 

THOMAS SCHMEIDER EN LA PUERTA DE CHEZ NOUS 

-          Thomas Schmieder, el director del local, hizo audiciones en Barcelona,   era el año 86, y yo acababa de debutar. Como la Dolly Van Doll  había trabajado en el “Chez Nous”, Thomas y Dolly,   eran amigos y pasaron por el “Barcelona de Noche” para ver a los artistas y si alguno podida interesarle a Thomas. Yo hacia el “Le Jazz Hot” de “Victor o Victoria” con el Edgardo y el Marvin Salas. Y Thomas se interesó por mí, pero Dolly le dijo: < A este no te lo vas a poder llevar porque esta liado con la dueña>. De esto me enteré después, que me lo contó él, porque si me llega a decir, en el año 86, y teniendo yo diecinueve años,  si quería trabajar en el “Chez Nou”; ¡me voy de cabeza!.  Yo siempre he tenido ese concepto, lo mismo que los artistas, les he dicho; < si a vosotros os sale un contrato que os pagan el doble y os llevan a Hollywood, soy yo quien os hace la maleta >. Lo que paso es que  Ana Lupez estaba tan obsesionada…

Thomas  buscaba españoles para el “Chez Nous” y le hablaron del “Trío Opale” que trabajaban en la Costa Azul, en Francia.  Fue a verlos y los contrató. El trío estaba  formado por Funny Boy, Ricky Anderson y Luis Feder. 

Aprovecho para decirle; <¿Sabes que el nombre  de Opale se lo puse yo? >. Era en la época de  nuestros comienzos, años setenta, en el “Barcelona de Noche”,  Funny Boy me dijo que estaba buscando un nombre para su trío y yo me acorde de en personaje que me impactó mucho, fue en la película “El testamento del doctor Cordelier” que era la versión francesa de “El doctor Jekyll y Mister Hyde”, solo que en vez de Hyde se llamaba Opale, me pareció que una doble personalidad del personaje era también la del transformista, le gustó y como “trío Opale”  entraron en la Farándula.

Manel Dalgó sigue con su relato en esta conversación privada donde se cruzan recuerdos y anécdotas:  

EL TRIO OPALE

-          Pues cuando el trío Opale llegó al “Chez Nous” rompieron. Total que yo seguí en el “Barcelona de Noche”.   Por cierto que Dolly me dijo algo que nunca olvidé, me dijo; <  En el escenario eres perfecto ¿ sabes lo único que te falta?: sonreír >. Me tomaba el trabajo tan en serio que no sonreía. En el “Chez Nous” siempre han trabajado extranjeros, los únicos que eran de aquí eran los conferenciantes, el showman…, aquí, en Alemania, hay una diferencia; en España dices que eres un cabaretista y es una puta, y aquí es, por ejemplo, tú, un  showman. Por eso cuando a  mi madre, en un  pueblo de Granada, de trescientos habitantes, media cabra y cuarto de burro, le preguntaban; < ¿ Y tu hijo que hace en Alemania? >, y contestaba: < Trabaja en un Cabaret >  y les enseñaba fotos mías vestido de mujer, el pueblo se revolucionaba y cuando llegaba yo de vacaciones con el pelo largo ya no te cuento nada… 

Lucia pide un Red Boull para beber. No bebe otra cosa.  Manel y yo lo hacemos con vino rosado. Los recuerdos, ahora a modo de flasch, van iluminando su pasó por diferentes locales de transformistas rn Barcelona, como  “Kiss”, ( también fue “Paolo Booner” hoy ni lo uno ni lo otro) situada en el barrio de Gracia. 

MANEL DALGÓ

-          En el “Kiss” decíamos; la semana próxima montamos un  sketch. ¿Cuál?. Y cada uno decía algo; > Pues mira, será que secuestran a la hija  de la Sara Montiel y se mete la Lola Flores… >, < Ah, vale, pues yo hago de Sara >, > Yo de Lola >,  <¿ Y quién hace de la niña? >,  <La niña no existe, esta secuestrada >. Y sin ensayar ni nada nos poníamos en  el escenario y a improvisar… no puedes figurarte las burradas que se decían , la gente se partía de risa. El Israel, ( showman dopado por el Paralelo barcelonés ),  y yo, nos hemos llegado a mear de la risa, ¡ llevando medias  y encolado!, con las sevillanas bolleras. Montamos un skech que era “Las mil y una noche” vestidas de odaliscas, ( con los pompones colgando de los pezones, apunta Lucia ) con vestidos que nos haciamos nosotras, la Jazmín  ( otro transformista que terminó cosiendo el vestuario de “Chez Nous” )  que hacia de la regenta del harén, cegata perdida con gafas de culo de vaso, y la Israela que era Zoraida. Lo único que teníamos en este scketch era un colchón que nos habíamos encontrado en la calle, donde estábamos las dos tiradas. La Coquito… 

Otra nota aclaratoria. “La Coquito” era el nombre artístico de la Lucia que hoy esta aquí en Berlín para filmar el espectáculo del “Chez Nous” ( como te he contado antes, ¿ lo recuerdas?) y fue la realizadora del mediometraje “Gay TV” . Pues las tres; Jordi, Lucia  y La Coquito  es la misma. Como el tres en uno. Para que después digan que me lío. Estábamos en que Manel decía:  

-           “La Coquito” y yo íbamos vestidas iguales y lo único que hacíamos,  cuando ésta se tiraba al suelo y se abría de piernas y decía; < ¡ Ábrete sésamo !>, le daban al play de la cinta magnetofonica y se oía un pedo, jajaja,  ¡ pues lo único que teníamos hilvanado era esto ! y  cada vez que  Jazmín llamaba con   palmadas a la gran concubina, Zoraida, todas decíamos; < ¡ Pu-ta !>.  Al final cada vez que dábamos las palmas y llamábamos a Zoraida, los seiscientos o setecientos maricones del “Kiss”  decían a la vez: > Pu-ta!!>.  Años después , cuando iba al Tatu, ( un local en Barcelona de larga trayectoria que sigue ofreciendo espectáculos de transformistas, - con el mencionado Israel y Tony Arroyo – y donde, por cierto en Noviembre del año pasado me hicieron  un sentido homenaje a mis “Memorias Trans” )- siempre había alguien que gritaba ¡Zoraida! y los chavales contestaban:

< ¡ Putas!>.

Una vez hicimos un sketch en la playa de la Barceloneta y al August, uno que había que era rubio, le cambiamos la crema de sol por betún…      

TONY ARROYO EN EL CHEZ NOUS CON TODA LA COMPAÑIA 

 

Y hacemos una pausa en la que Manuel sigue:    

 

-          ¿Sabes la cosa mas naif que me ha pasado en la vida?. Invitó a mi madre y a mi hermana pequeña a ir a Eurodisney de Paris. Saco los billetes de avión, Air France, llegamos al aeropuerto nos metemos en el avión, en la fila quince, pasillo, me fijo y al otro lado del pasillo ¿quién había?, ¡ Violeta la burra! . Digo; < No puede ser>. < Violeta, ¿ eres tú? >. Y ella; < Chiquillo, me conoces, y ¿tu  no eres el que esta en Alemania ? >. Yo: < Pues sí, ¿ y a que vas a Paris, a recordar tus tiempos en el Paradis Laten? >. Pues iba a Paris a ver a su hermana. Se pasó el viaje hablando del paquete del azafato. Yo siempre he sido un icono de Violeta, cuando voy de tournée por los pueblo de Alemania y estoy reprimido me pongo el disco de Violeta la burra. 

Si eres novicia de mis “Memorias Trans” tengo que decirte que “Violeta la Burra” tiene su capitulo en el referido libro, así que te invito a que le des un repaso a tan fastuosa existencia,

Manuel sigue de lo que te simplifico:   

MANEL DALGÓ CON SU AMIGA SHIRLEY BASSEY

-        Yo nací en Barcelona, en el Valle de Hebron, soy lo que se dice un charnego. Mi madre es de la Mancha, como Sara Montiel, y mi padre de un pueblecito de Córdoba, Cabra. Tuvieron tres hijos, mi hermana, que también baila y mi hermano el mas pequeño. Después mi madre se caso de segundas y tuvo una niña, otra hermana, vamos.

 

-          Nací en 1967, para la prensa en el 62.  

 

-          Empecé en el ballet, con mi hermana. Teníamos una torre en Pineda de Armengol y conocimos allí a Raúl Cabanell,  del que se  enamoró mi hermana. Raúl contaba que había estado en un local que habían abierto nuevo que se llamaba “ Belle Epoque”  y que había hombres que se vestían de mujer. Yo tenia 14 años y trabajaba en una heladería en el Prat y cuando terminó la temporada de los helados, cogí mil seiscientas pesetas y montado en la Mobilet me fui desde el Prat hasta la calle Muntaner buscando la “Belle Epoque “. No me dejaban entrar por no tener los 18 años, además la entrada  valía 2.500 pesetas. Me vieron con tanta penita que  decidieron darme una sola consumición, por el precio de la entrada daban dos, y me dejaron sentar cerca de la puerta de salida… me quede con la boca abierta hasta que terminaron. Salí alucinado y convencido que aquel era el trabajo que quería hacer. Después Raúl me llevo a conocer los bares de ambiente… fue saliendo de ver “Entre Tinieblas”, la película de Almodóvar, cuando me metió en la discoteca “Bronx” ( después se llamaría “Espai Magic”  ) y vi besarse a dos hombres por primera vez. Después me llevo al “Kiss” donde fui yendo los sábados. Allí anunciaban espectáculos los domingos, con Tony Arroyo. Me enamoré de él.  Hicieron un concurso y me presente haciendo un play back cantado por Paco España, ( el “Achuchame a ( me maquillo Raúl ). Actuaban el Joan Gimeno, el Arroyo y la Jazmín, que como es tan burra al verme desmaquillar me dijo. < Tu te pareces a esta que come mierda, la gorda ésta… sí ésta que ha hecho una película que se come una mierda de perro >. Se refería a   Divine en Pink Flamingo. El Tony Arroyo me hizo un relleno en la ropa, me pintó  y gané el concurso como Divine y el Maikel como Barbra Streisan . Me quede a trabajar en el Kiss y a Raúl le salio el contrato en el “Barcelona de Noche” con Ramón Dizy. 

ANA LUPEZ 

Estando en casa de Jazmín, donde él cosía  ropa de espectáculo y yo le ayudaba, vino la Ana Lupez  que en aquel momento iba a quedarse, ( como empresaria),  con el “Barcelona de Noche”. Jazmín le dijo que si necesitaba un bailarín contase conmigo, y ella, <Ay, sí, nena, ¿cómo te llamas? >. Yo no tenia apellido artístico, el apellido me lo puse en Alemania, y como de segundo apellido soy Hidalgo, pero como en alemán la hache  se lee me puse Dalgó. Total que la Ana volvió otra vez a hacerse una prueba, me ve y me dice con su deje argentino; < Nena, ¿queres debutar en “Barcelona de Noche”, pues vení mañana a ensayá >. Yo me quede frío. Empecé a sudar y tal como me lo dijo se probo la ropa y se fue. Llegué al día siguiente a las seis de la tarde, para mí el “Barcelona de Noche” era lo mas. Estaba el Manolo Albeniz, el Pierrot, la Bianca Fox, la África … la primera coreografía que baile era tu presentación, la de “Ya estoy aquí, pues ya me ven, siempre con ganas de quedar bien…” yo hacia pareja con Ramón Dizy, que aún era el dueño.  A mí el primer mes que trabajé en el “Barcelona de Noche” me pagó la Katy, la mujer de Dizy, después la Ana Lupez se trajo a Ricardo y Adrián y se monto “El desplume diferente” pasando a ser ellos los dueños. 

PROGRAMA DE MANO DE UN DESPLUME DIFERENTE

¿Cómo te impactó tanto  Ana Lupez, porque a nivel  profesional lo podía entender, sin entenderlo,  pero lo vuestro parecía ser bastante mas. ¿Te llegaste a enamorar de ella? 

-          No. La Ana Lupez  me fascinó como persona porque, claro, yo miraba todo lo que hacíais, tus textos del Romeo y Julieta me los sabia de memoria, las canciones de Manolo Albeniz me sabia hasta el último gesto, todo, porque yo  cuando no estaba en el escenario estaba en el palco mirando; me llamaban la Ran Xerox, porque todo lo copiaba.  O la Spontex porque todo lo absorbía. Yo aprendía de todo, veía tres veces la coreografía y ya la sabia. Yo con la Ana aprendí a moverme sobre el escenario, a hacer la coreografía, a coser, para mí era mi idilio. Y al terminar el espectáculo en vez de irme al Prat me quedaba a su casa a dormir. Pero no había nada mas, yo me iba al Kiss, a la sauna, comíamos juntos, hablábamos del show… y entonces se empezó a hablar en Barcelona de si estábamos aliados. No. Era la mamá y el hijo. Una noche en la que habíamos salidos y habíamos tomado alguna copa de mas le dije; < ¿ No dicen que estamos liados ?, pues vamos a echar un polvo, voy a probar contigo que nunca he estado con una mujer >. Y lo hicimos. Lo que pasa es que ella estaba con ( su pareja)  Pietro, el italiano, y llegó a obsesionarse tanto conmigo que empezó a cabrearse… yo le decía que yo esperaba encontrar a un hombre y que ella no podía dejar a Pietro…, perdió un poco el norte… y pasó lo que tenía   que pasar. Entonces cuando Thomas, el director del “Chez Nous”, hizo las audiciones en “Belle Epoque”  y no le gusto nadie, excepto Jazmín que hizo el   número de La  Madrina con el miriñaque …  

FUNNY BOY DEL TRIO OPALE

Intentando poner un poco de orden a una conversación  que navega por remas que hicieron de Manel el responsable artístico del “Chez Nous”, volvemos al momento que tuvo la oferta de entrar en la sala berlinesa..  

-          Fue una noche del mes de Diciembre. Estaba con mi familia cenando, la noche de Navidad, ( 1990 ) en el restaurante Racó del Arnau, que lo llevaba Ana Lupez. Y vino Funny Boy, que estaba de vacaciones,  a cenar también. En aquel momento  Funny y Riky habían discutido con Luis Feber y Funny me propuso entrar a formar parte del trío Opale y debutar en el Chez Nous. Le dije, con todos los nervios del mundo,  que sí. Debutaría en 1991. Mientras fui a la  discoteca  Tatu y José Maria, el dueño,  nos contrato para trabajar  cada día a cinco mil pelas con la promesa que si la cosa funcionada nos subiría el sueldo. Se hicieron espectáculos que muchas salas habrían  querido; la Denis se hacia sangre en los dedos cosiendo, porque cada dos semanas se cambiábamos  el espectáculo. Una semana era la Juana Amaya, la vedette, y todos  le hacíamos los coros.

    Cada artista se pagaba su vestuario, eh? , como siempre. La gente dejó de ir al Topxi ( otro emblemático local de transformistas que   hoy ya no existe)  Se fue montando de tal mañanera que llenábamos de domingo a domingo, ganando la empresa el  dinero que quisieron y mas, mientras nosotros invertíamos en vestuario. Así pasó un año y como José Maria no hablaba de arreglarnos el sueldo, como nos prometió, se lo pedimos y nos contesto: < A la que no le interese ya sabe dónde esta la puerta >. Y nos fuimos todas. 

MANEL DALÓ CON LA COMPAÑIA DEL CHEZ NOUS

   A la espera de debutar en el Chez Nous, el Israel me dice; < Me ha salido un trabajo en Oviedo, en la discoteca Erre, ¿ te vienes? >.  Yo quería conocer un poquito España antes de irme y nos fuimos a  Oviedo. Allí nos encontramos con Walquiria Montini. Ni te cuento  las fiestas por la noche en casa de la Walquiria… lo que  follamos… trabajamos con La Pechines, una que era de allí, que me comentaron que murió; le faltaba un diente y calentaba una vela y se hacia el diente de cera; muy fuerte. La semana anterior de  debutar había trabajado Paco España que lo largaron al primer día, porque era una discoteca de ambiente y la gente salía gritando ; < Maricón, vieja…>. A Paco España lo echaron pero con  Israel no pudieron. En la primera fila. el dueño sentado con su mujer y Israel llamándolo Pinocho por la nariz que tenía. 

Inevitablemente tengo que pedirle que me cuente su relación con Walquiria Montini, espectacular transexual brasileña a la que le dediqué varias páginas en mi libro “Memorias Trans” …,  de esto y muchísimo mas sabrás en la próxima entrega. Te espero en www.carlaantonelli.com.  (La Web de las estrellas trans).

Continua Siguiente capitulo

(Contacto: soypierrot@hotmail.com )

Capítulos de "Memorias del Espectáculo": -- - 4º - - - -

(Edición  “Memorias Trans”)

Comenta éste reporte ( indica en el titulo de que Bio estas hablando)

 
  © Carla Antonelli. 2003